Reforma de la LPI

Este artículo ha nacido porque mientras escribía el anterior he mezclado temas y se alargaba mucho y además el resultado se perfilaba confuso. Recordemos que esta última semana se debatió en el congreso sobre la reforma de la actual LPI, la mal-llamada ley de propiedad intelectual, que debiera ser llamada Ley de Gestión de Derechos de Reproducción, pero es que eso suena a prohibición… A ver qué gobierno se atreve a llamar a las cosas por su nombre para perder votos en las próximas elecciones.

Mientras finaliza todo esto y se ven sus consecuencias en grado último, nos quedamos con la impresión de que en el texto de la propuesta se nota cómo las entidades de gestión (esas que denuncian a estudiantes sin recursos) han presionado al gobierno (las fotos en los escalones de Moncloa también tienen un precio) a más no poder -y el gobierno, asustado ante la posibilidad de tener a triunfitos llorando por las esquinas televisivas del pais, cede-. El proyecto va a ser mucho más restrictivo y parece seguro que pagaremos canon por los teléfonos móviles y por los reproductores de mp3.

Y es que en el año en que el EITO cree que comenzará la legalización de las redes p2p por los beneficios económicos globales para el sistema (fuente), en España vamos a caer en la trampa de una ley que, una vez más, nos sitúe un paso más atrás (sí, otro paso más atrás, como si no estuviéramos ya bastante lejos) de los paises de nuestro entorno.

Y ¿qué hace la gente, todas esas personas que disfrutan bajándose el último disco de su artista preferido o el último capítulo de Lost? Nada. Aquí nadie dice nada porque aquí nadie se interesa por lo que sucede en el congreso.

Así nos va, y así nos luce el pelo…

Doctor en Química laser especializado en desarrollo de hardware para análisis. Consultor y Project Manager. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red.

3 Comments

  1. Primero tiran para atrás, en aras de una supuesta neutralidad, las recomendaciones de uso del SL en la Admón. planteadas por el propio Consejo Superior de Informática plegándose a las exigencias de las grandes corporaciones del SW.

    Están haciendo una política nefasta en perjuicio del medioambiente y contraviniendo lo pactado en el tratado de Kioto.

    Y ahora, por lo que pinta la nueva LPI, el ministerio de cultura se ha convertido en una sucursal de la $GAE.

    NO LES VOY A VOTAR.

    • ¡desde luego no se lo merecen! Pero es que votar a los señores del NO perpetuo me da escozor. Además en esta cuestión es en la única en la que todos los partidos (y gobiernos, porque el anterior gobierno introdujo canon a los soportes digitales) están de acuerdo. A la SGAE nadie les planta cara porque “la música es importante en la vida de la gente” y claro: un montón de artistas criticando al gobierno es (hablando mal) un grano en el culo (¿recuerdas a los cineastas y su NO a la guerra?).

      Lo que no tienen en cuenta es que la gente cada vez oye más música, y la música es más importante y está en todas partes gracias al eMule. Sí. Es así. La gran mayoría de la gente tiene todos sus discos favoritos porque se los pueden bajar, ¿quién puede gastarse al mes 150 euros en 10 discos? Y he sido generoso promediando 15 euros por disco…

      Mientras no entiendan eso no hay nada que hacer.

  2. Soy muy pesimista con esta LPI y pienso que habría que hacer alguna cosa para que al menos se enteren de nuestro descontento. Pero no se me ocurre ninguna iniciativa. Ya sé que no serviría de nada porque al final los políticos son serviles con la $GAE. Y puestos a no votar, no habría que votar a ninguno ya que todos actúan igual.

Submit a comment