Excelencia frente a mediocridad

«Había un aforismo en el mundo de los negocios y la tecnología que decía que “un A contrata Aes, un B contrata Ces”, significando que mientras continúes reclutando únicamente a los mejores, atraerás a otros, pero tan pronto como devalúes tus estándares de contratación, estos segundones comenzarán a buscar un equipo de tercera que actúe como sus esbirros y les permita avanzar sus agendas.»

Neal Stephenson, Reamde

La excelencia atrae a la excelencia, la mediocridad alimenta la mediocridad (y posiblemente atrae a la mezquindad).

Doctor en Química laser especializado en desarrollo de hardware para análisis. Consultor y Project Manager. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red.

2 Comments

    • Sip, estamos de acuerdo en que el sistema educativo no está aprovechando al máximo la capacidad de las personas ni la capacidad de las herramientas que tenemos ahora para canalizar el aprendizaje.

      El problema es que con frecuencia las alternativas requieren mayor atención al alumno, un tratamiento más personalizado (menos aulas abarrotadas, más hacer cosas diferentes)… y entonces tenemos el problema del coste, mucho mayor que en el plan masivo actual. ¡Pero si el problema es ese, la farsa es que nos defiendan por bueno un sistema que no es bueno, sino barato!

Submit a comment