Comienza la ronda final de negociaciones sobre el ACTA

Hoy comienza en Tokio la décima primera ronda de negociaciones del ACTA. En principio se alargará hasta el uno de octubre (aquí está el calendario de las negociaciones), aunque podría irse aún más allá ya que los Estados Unidos quieren evitar a toda costa que esto se les junte con las elecciones de noviembre (renuevan una parte de su cámara), así que presionarán para no marchar de Tokio sin haber cerrado el acuerdo. En la UE todo sigue igual, aprobado el informe Gallo será fácil que desde Europa vendan como inevitable la aceptación de un acuerdo feroz a favor de la propiedad intelectual al que llevan apoyando ya bastante tiempo; y la declaración escrita 12/2010 se perderá en el tiempo como lágrimas en la lluvia y el ACTA estará finalizado antes de final de año, como tenían planeado.

Doctor en Química laser especializado en desarrollo de hardware para análisis. Consultor y Project Manager. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red.

3 Comments

  1. Tengo la sensación de que esto en el fondo es una muestra de debilidad.
    Me explico:
    – Las élites que “gobernaban” tradicionalmente se sienten amenazadas (léase p.ej aquí la $GA@ :D ) y su única respuesta es la intensificación de la represión.

    Para mi es un poco cómo el final del Antiguo Régimen y el preludio del surgimiento de una nueva era (lo de si será para mejor o para peor aún es pronto para decirlo).

    Sinceramente éste tipo de medidas nunca han podido cambiar las tendencias históricas y no creo que ahora sea diferente.

    • En realidad sí: a principios del s. XX había en EEUU varias decenas de miles de emisoras de radio, entonces una ley (la Radio Act de 1912) penó este tipo de emisiones y un año después quedaban menos de un centenar de emisoras.

      Luego, el antiguo régimen, ¿se fue? Ufff, el nacionalismo español se agazapó durante dos décadas, y yo tuve el honor de nacer y crecer en esos años para verlo resurgir en su peor forma (aznarismo) cuando yo ya salía de los institutos. Aznar se fue, pero el nacionalismo no retrocedió: Sebastián va por ahí pidiendo consumo nacionalista, Zapatero hizo lo que jamás se le habría permitido a Acebes (añadir la matraca de «gobierno de españa» al final de cada anuncio, y en cada cartel). Y luego te aprueban la LSSI, y la LISI, y la LES que ya viene (con ley Sinde incluida). El fascismo aquí cambió de piel pero no se fue del todo.

      Se viene una nueva era, pero no va a llegar de forma inevitable, no llegará sóla: si la gente se ampara en el Estado y se duerme a ver si por la mañana la nueva era vino sola, no sucederá. Y esa es la realidad: muchas personas no se apartarán del Estado, aunque éste los aplaste con leyes como las que están aprobando…

      • El ejemplo de la radio es muy bueno pero no creo que sea equiparable.
        Me explico: Internet respecto de la radio es demasiado potente es cómo comparar una locomotora de vapor con un tren de alta velocidad los dos te transportan si, pero a una escala totalmente diferente.
        Respecto a Internet la represión hubiese sido factible al principio cuándo a la mayoría la palabra “Internet” nos sonaba a chino :D y entonces seguramente cómo leí en algún sitio la habrían convertido en una especie de televisión por cable.
        He leído ideas interesantes por ejemplo routers con un soft diferente podrían crear una red paralela y/o independiente mediante tecnología inalámbrica y protocolos cifrados.

        Respecto a los nacionalismos y a los estados no creo que desaparezcan (ni siquiera estoy seguro en el caso de los estados de que no fuese peor el remedio que la enfermedad léase señores de la guerra, etc) pero si verán mermado su poder.

        Respecto a España ya se sabe que aquí todo llega tarde y mal :D y con esto no vamos a ser diferentes.

        Y en unas pocas décadas se acerca una tecnología totalmente disruptiva el conocimiento profundo del cerebro y la capacidad de manipularlo. Y esta revolución si que no esperará por nadie (esperemos que no acabe como en “Un mundo feliz”) se podrá atajar las conductas no deseadas por la sociedad.
        Se acabarán los juicios tal y cómo los entendemos hoy día con una acusación y una defensa sencillamente se leerá la “verdad” de la mente del acusado.

        En fin se acercan tiempos interesantes.

Submit a comment