Alemania y Suecia tramitan la espía de las comunicaciones de sus ciudadanos

Ha sido una semana muy movidita en esta Europa bienpensante. Mientras los ministros de exteriores aprobaban la xenófoba directiva antiinmigración para reducir los derechos de los ciudadanos extracomunitarios y continuar desaprovechando oportunidades, el frente legal en la lucha por los derechos y libertades de los ciudadanos intracomunitarios también ha avanzado; y también en contra de nuestros derechos.

Esta semana, tanto Alemania como Suecia han movido hilos para espiar las comunicaciones de sus ciudadanos (Correo-e, navegación por internet en general, e incluso registros domiciliarios). Nos lo contó The Register (Alemania, Suecia).

Por supuesto todo ello para luchar contra el terrorismo y por nuestra seguridad. Como siempre, palabras mayores. Ya sabéis que malvados terroristas aspiran a destruir nuestras democracias y para evitar que eso suceda hay que ceder continuamente derechos y libertades. Paradoja a la vista: para que un grupo de terroristas no debilite nuestra democracia hay que debilitar la democracia. Nuestros políticos nos dicen que hay que hacer exactamente lo que los terroristas quieren. Peor aún, no lo dicen pero eso es exactamente lo que están haciendo. Supongo que la sociedad digital libre no necesita partidos políticos (por supuesto siempre se necesitarán políticos, pero quizá las viejas estructuras leninianas ya no tienen sentido) y por eso la rechazan.

Sé muy poco sobre Suecia pero he seguido algo más la situación germana. Allí la sociedad de control ha avanzado mucho desde que Merkel es canciller (1, 2, 3). Alemania ya traspuso a su legislación la directiva europea sobre retención de datos, igual que sucedió en España.

Por supuesto, ya hemos hablado del hecho de que todas las decisiones políticas importantes y trascendentes para nuestros derechos provengan de instituciones a las que no votamos. Si no lo recuerdan pueden seguir la pista por aquí: Consenso de Washington.

Por último resulta evidente que esta semana han sido Suecia y Alemania, pero mañana podría ser España. Y uno nunca sabe cuándo la privacidad le va a salvar la vida, por eso hay que oponerse.

Doctor en Química laser especializado en desarrollo de hardware para análisis. Consultor y Project Manager. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red.

2 Comments

  1. Es triste pero si os fijais bien están usando algunas de las mismas tácticas político/propagandistas que usaron los estados nazi y comunista.
    Todas las restricciones son por nuestro bien y en aras de nuestra seguridad. Todo es blanco o negro o estas con el estado -> los buenos o estas con los terroristas -> los malos. No hay término medio y si no pasas por el tubo no eres un patriota o eres un incivico o un intolerante o un radical,etc ( escojan ustedes la etiqueta que esté más de moda ). La verdad es que hay que reconocer que los jodios son astutos van poco a poco el otro día como quien dice zapatero el adalid progresista elimina la privacidad de los telefonos moviles prepago con la excusa de la delincuencia.
    Lo cual tiene gracia porque aunque no puedas identificar directamente al propietario del movil si que puedes rastrear en tiempo real su posición. En fin que a éste ritmo si queremos ser libres tendremos que ir a algun país “subdesarrollado” pero que no sea una dictadura para poder tener un cierto grado de libertad porque si no vamos jodidos sobre todo en el tema de la privacidad asociada a la tecnología. No me extrañaría nada por ejemplo que la UE y los EUA tuviesen algun plan más o menos secreto para en 15-20 años ir implantando el dni electronico en forma de chip subcutáneo, solo hará falta algunos atentados gordos más y la correspondiente reacción de crispación y discursos patrioteros baratos y el que se niegue será porque seguro que tiene algo que esconder :-( .
    De hecho la presunción de inocencia de facto se la han cargado como pasa por ejemplo con las multas, quieren que primero pagues y luego ya veremos si eras inocente o los juicios paralelos que hace la televisión con algunos encausados. Que fue de la presunción de inocencia?
    Perdonad pero me pongo a divagar y no paro xddd.
    Saludos.

    • La propaganda Goebbeliana está muy viva en la política actual. No hay que irse tan lejos, mira la oposición del PP la pasada legislatura (sin argumentar, sobreponiendo quejas para que la gente no tenga tiempo de pensarlas y se vea desbordada por las cuestiones, simplificación del mensaje hasta hacerlo vacío -«las ideas claras»-), y el PSOE también abusó de ellas (aunque el otro caso fuera más exagerado).

      Lo que si está al alza es la política del miedo. Además, el seguimiento de personas mediante móvil ya no es anónimo. Se me ocurren pocas formas más inequívocas de identificar a alguien que la de mirar el nombre que aparece en la tarjeta de crédito que pagó el móvil o paga las facturas.

      El hábeas corpus, además, es circumventado en casos «excepcionales» (la-palabra-que-comienza-por-T) y en la red ni falta hace que repasemos casos: primero te chapan la web, luego con suerte te la dejan abrir de nuevo. Pero lo primero es lo primero :(

Submit a comment