Hacia un mundo sin dinero en efectivo

Mucho hemos hablado de RFID en el blog. Una de las cosas que hemos comentado a menudo -y de las que suelen chocar más a quien se introduce un poco en el tema- es que la RFID es una herramienta para conseguir el mundo sin dinero en efectivo. Pues ahora vamos a hablar de un futuro sin dinero en efectivo, aunque hoy la noticia no sea la RFID.

Visto así, sin más explicación, no parece nada preocupante. Pero visto desde el punto de vista del anonimato, tan importante para el mantenimiento de la democracia (pregúntense si no lo creen, ¿por qué el voto en las elecciones es secreto?), es algo horrible. En un mundo donde todos nuestros gastos están registrados electrónicamente (qué, cuánto, cuándo, dónde) el anonimato no existe. Es lo mismo que ya apuntábamos hace unas semanas cuando Sony anunció su sistema de pago sin contacto. Pequeños pasos hacia un mundo sin efectivo, pequeños pasos hacia un mundo donde en cualquier momento se pueda saber todo sobre nosotros, y es que pocas cosas pueden decirnos más sobre alguien que en qué gasta su dinero. Lo que consumes es lo que realmente estás apoyando.

Pues esos pequeños pasos que sólo vemos lo que todos vosotros llamáis un conspiranoico son mucho más discretos que la última jugada del gobierno italiano, ese que ahora está guiado por la izquierda buena de Romano Prodi. La jugada es conocida como el Decreto Bersani -en honor del político que la ha promovido- e implanta la obligatoriedad de pagar con tarjeta de crédito todo lo que cueste más de 100 euros (it). ¡Ca-boom-boom! Contra Berlusconi estábamos mejor, al menos sabíamos que era xenófobo, conservador y corrupto. Prodi pone cara de abuelo tierno y ya está.

Con la entrada en vigor de esta reforma a primeros de 2008, se acabará pagar en efectivo la compra semanal del super, o ese monitor nuevo, o un par de pantalones, esa cena de grupo, el cerrajero, el carpintero, el electricista o mil cosas más, todo eso será historia. ¿Para qué querrán en Italia los billetes de 200 y 500 euros? Posiblemente para lo mismo que ahora, cierto. Pero… al paso que suben los precios, ¿para qué van a querer en italia los billetes de 50 euros dentro de unos años? ¿Y cuál es la justificación para tamaña decisión? Corrupción. La guerra preventiva contra la corrupción, quiero decir. Guerra Preventiva, Estabilidad preventiva, Corrupción Preventiva. Dicen que con esta medida se persigue impedir el blanqueo de capitales con compras en efectivo. Italia es un pais corrupto, muy corrupto, pero acabar con el dinero en efectivo no es la solución. Mientras la corrupción está en la clase política limitar los movimientos de capital líquido tan sólo limita las libertades, en primer término la de pagar en la forma que a mí más me convenga pagar. A mí me molesta especialmente porque soy muy poco amante de tarjetas de crédito, aunque -como todo el mundo- las tenga.

¿Se imaginan ir a renovar su póliza de seguro médico y que se la denieguen porque consta en alguna parte que usted acostumbra a pagar una cerveza y unos cacahuetes los viernes? Qué cara dura tiene usted, con lo malo que eso es para el corazón que su póliza debe proteger. Pues prepárense que vienen curvas, en un mundo sin efectivo hasta el agua mineral del quiosco será anotada en su perfil (usando términos web2.0). En todas partes con la RFID ese paisaje inhóspito está cada vez más cerca, pero en Italia han dado un firme paso adelante. Tiempo para dormir con el ojo bueno abierto.

(Actualizado 2006-12-26: Arreglado error en el enlace a la fuente en italiano)

Doctor en Química laser especializado en desarrollo de hardware para análisis. Consultor y Project Manager. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red.

4 Comments

  1. No, por aquí hay demasiados políticos con muchos billetes-sábana de 500 euros que quitarse de encima. Está visto que se echan una mano los unos a los otros, se avisan por el móvil cuando los van a detener, etc etc, es por eso que estoy segura que ninguno “dejaría a los amigos en la estacada” proponiendo algo como esto. No por ser algo estúpido, sino por resultar contraproducente para bastantes tenientes de alcalde con carnet de partido (PSOE / PP dependiendo de la zona).

    Qué triste, pero lo más triste es pensar que resulta mil veces mejor un político de estos que tenemos ahora, que un militar ostentando el poder sin siquiera poder echarlo a los 4 años a través del voto popular. Mejor una mala democracia que cualquier tipo de dictadura. Pero hay que tener la cabeza fría para darse cuenta de esto…

    “Concern about freedom from tyranny is a trademark of democracy”
    http://lavigilanta.blogspot.com

Submit a comment