World of Warcraft, o cómo pagar por ser espiado

No se puede decir que sea un jugón, ni siquiera que lo haya sido anteriormente. Pero he de reconocer que los pocos juegos (casi todos) que he jugado tenían un denominador común: Eran juegos de Blizzard. Warcraft, Diablo, Warcraft 2, Diablo 2… Reconozco que me gustaron esos juegos y que jugué a ellos con frecuencia (a veces demasiada frecuencia, jeje).

Sin embargo hay algo que no habría estado dispuesto a aceptar ni entonces ni ahora; aunque está claro que mucho menos ahora: que Blizzard hubiera espíado mi ordenador para recoger información sobre mí. Y eso es algo que Blizzard ya hizo anteriormente (en 2005, rootkit) con World of Warcraft, un juego multijugador online con más de 8 millones de suscriptores (12 euros mensuales) pero de lo que los jugadores tuvieron la ocasión de librarse. Ahora Blizzard vuelve a la carga con una nueva versión de este spyware (TheRegister) dispuesto a recoger información sobre tu equipo y sobre tí (aplicaciones, url visitadas, todo tipo de información privada). Con el pretexto de evitar la piratería (que por otra parte les da igual pues es en los servidores de Blizzard donde se revisa la clave que te dará acceso) recogen un buen montón de información personal que vale mucho dinero si se usa con propósitos comerciales. Y para coger esa información personales recurren a espiarte intensivamente.

Vale, estamos de acuerdo en que no es un problema nuevo y que es el mismo problema de cualquier otro software privativo (como Windows XP o Vista, que también espías): la licencia te impone unas condiciones y las aceptas, si aceptas la licencia luego no des la vara. Lo que sucede es que me sigue llamando la atención que millones de personas pasen por ese aro sin darle mayor importancia. Y el caso de WoW es muy llamativo porque lo dicen abiertamente y a la cara: te vamos a espiar. Esto es lo que nos aparece si intentamos registrarnos, nos lo dejan bien clarito en la licencia y los términos de uso.

También hablan sobre este nuevo spyware en TheInquirer.

Doctor en Química laser especializado en desarrollo de hardware para análisis. Consultor y Project Manager. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red.

2 Comments

  1. Basta con decirle al cortafuegos que niegue el acceso del programa a ciertas direcciones IP de Blizzard, y lo mismo en el fichero hosts (independiente del SO, también lo hay en lin y en mac)

    Para conectarte, lo haces luego a los servers privados, que supongo los hay.

    Todo esto me lo estoy inventando, puesto que no he jugado nunca a esos juegos. Yo me quedé con el Command Conquer, que por cierto lo compré original y no funcionaba en mi portátil, mientras que la versión pirata funcionaba estupendamente.

    Llamé a los de Virgin para que me ayudaran y me recomendaron que siguiera jugando con la versión pirata, que como ya tenía un original, nunca tendría ningún problema legal con ellos.

    Manda güevos!! Se me quedó una cara de tonto …

    Un saludo,

    Antonio.

  2. Como comenta el posteador de esta noticia, yo también he sido vicioso de Blizzard; más tengo el World Of Warcraft y soy jugador asiduo.
    He llegado a monitorear con exploradores de procesos (como el sysexplorer de sysinternals) los procesos que generan/dependen del Wow.exe; y mediante cortafuegos non-windows (por ejemplo el ZoneAlarm y el mismísimo Norton Internet Security) y no encuentro nada raro. Al iniciar el juego se inicia otra aplicacion que como bien comentan los de blizzard hace un escaneo rápido de lo que hay en memória i los ficheros de la carpeta del juego, pero no se detecta ningún movimiento *extraño* aparte de eso. Igual es solamente cuestión de fe, pero que te lo digan a la cara tan claramente es simplemente por eso, porque esta aplicación esta defendiendo al mundo del WoW de farmers que utilizan addons ilegales, los cualos augmentan sus beneficios en el juego y tiran por el suelo al resto de los jugadores que nos lo curramos dia a dia.

Submit a comment