Forma de filo de hacha

Cuenta Alberto Luna en El Confidencial (gracias, Gonzalo) la patente estúpida del mes (¿del año, quizá?):

«En Estados Unidos se ha dado luz verde a la compañía para proteger intelectualmente la patente D661,296; una patente un tanto compleja y difícil de entender debido a que no es muy específica, y que se podría resumir en su diseño con forma de filo de hacha que tan particular ha hecho al MacBook Air, lo que podría poner en peligro al resto de ordenadores ultrafinos que intentan ser como Apple, pero que lo disimulan.»

No compraré un Mac Book Air. Dejen de decirme que ya no es tan caro, y que es un buen producto. No me importa. Es ideológico: y es ideológico por cosas como ésta. Buscaré cualquier otro que sea igual de caro/barato (según lo quieran ver) y dé unas prestaciones adecuadas.

[Ah, es divertido, pero la cosa, claramente, va de hachas :)]

Doctor en Química laser especializado en desarrollo de hardware para análisis. Consultor y Project Manager. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red.

4 Comments

  1. Yo justamente ayer hablaba con alguien sobre “cómo me había resultado mi kindle”. Pues la verdad que hay una analogía con esto de los Macs: el kindle es ‘lindo’, agil, etc. Y eso sí, hay que reconocerselo, tiene una prestación que a un servidor impecable: el diccionario en ‘tiempo real’ que para cuando leo en inglés me resulta invalorable. Es una pegada.
    Por todo lo otro, yo recomendaba y recomiendo cualquier cacharrito chino con sistema operativo libre. Mirá todo muy lindo con el kindle, pero no lee Epubs por ejemplo! y da problemas con los pdf. Con el viejo Salgari en cambio que se yo… uno poco más le pone un .gif y lo convierte en texto, lee todo.

    Así que los Macbooks me tienen sin cuidado, si se las ingenian nustros amigos mandarines ya sabrán construir un buen clon :)

    Por cierto, me alegra mucho leer que tu razón es ideológica y lo hace porque la clave está en qué radica esa ideología ;) En que lado estás… será efectivamente una nueva forma de pararse ante el mundo. Seguro que somos pocos los que lo notemos, pero me deja una sonrisa devolverle la pelota metaforicamente a Sabina en esta forma, por aquéllo que cantaba de “se suicido la ideología”. Bueno, que puede ser que aquélla se haya suicidado: Pero hay una nueva :)

    • Sabina, Victor Manuel, Ana Belén y toda la compañía… que iban de revolucionarios y mira dónde están: si les das a elegir votarán «status quo» allá donde les pregunten (en las urnas, en su sgae querida, etc.). Así que no: no se suicidó la ideología: ¡todo el mundo tiene una!

      Yo creo en la libertad, y en el [software|conocimiento] libre como camino para lograrla. La propiedad intelectual es un torpedo a este avance.

  2. El producto no es que suena bueno, es cojonudo. La cuestión es ese clásico del ¿cómo hemos llegado hasta aquí?, ¿cómo es posible que el derecho consienta – junto a la represión posterior – que un tipo le dé forma a un ordenador (una forma preexistente en la naturaleza, encima) y la pueda patentar. Llamarlo “air”, pura propiedad industrial, me parece protegible, pero vaya. Ahora bien, si soy Apple y la ley me deja hacerlo, me tiraré a degüello en crear un monopolio que mis accionistas agradecerán en forma de más dividendo o más revalorización. Así que volvemos a lo de siempre, a la reunión de pastores oveja muerta, a la conspiración contra el público de toda reunión empresarios del Sr. Smith: la construcción de un derecho diseñado para impedir la competencia por grupos de presión que se apropian del estado en su favor. Yo creo que el contraste bueno es ese otro enlace que te pasé en el que se liberaba investigación porque AÚN nadie podía ganar dinero con ella.

Submit a comment