Surrealismo v7.0: RFID para controlar que los cirujanos no se olviden el bisturí

Aunque Carlos se me haya adelantado ;) y ya nos haya hablado de la noticia no la voy a dejar pasar, si bien ya tiene unos días… Estuve fuera y no he podido comentarla antes por aquí.

La noticia dice lo siguiente: Se va a emplear tecnología RFID para evitar que los cirujanos olviden material quirúrgico dentro de los pacientes. Y este portentoso avance para la humanidad corre por cuenta de la más que prestigiosa Universidad de Stanford. Surrealismo v7.0. Resulta que todos hemos oído alguna vez aquello de “Descubren que el cirujano olvidó las pinzas dentro del paciente 10 meses después de la operación”. Es siempre sorprendente pero todos lo hemos oído.

Sucede que ahora, en lugar del método tradicional consistente en contar cuántas herramientas tenemos antes de rajar al paciente y cuántas nos quedan después de coserlo, van a utilizar un microchip RFID para evitar que los cirujanos olviden material quirúrgico dentro del paciente. Es un uso, en principio, bueno y favorable para todos de la RFID que tan poco nos gusta en este blog, pero creo que encierra un par de trampas que ahora comento.

Para empezar la industria de la rfid ve cómo cada vez más gente se opone a la excesiva aplicación de estos microchips que permiten cosas como el seguimiento detallado de cada uno de nuestros pasos. Con este contexto encontrar alguna aplicación que ayude a mejorar la imagen que el público tiene de tu negocio es una magnífica idea, ¿qué tal una noticia relacionada con las ventajas que proporciona en medicina, cirujía en este caso?

En segundo lugar, no es que me parezca mala idea, pero ¿no opináis que es algo salvaje?, matar moscas a cañonazos, citando textualmente a Carlos. Esta noticia me produce la misma reacción que el uso de biometría para todo que ya comenté en Pikiki hace un tiempo. Creo que en realidad es un exceso de tecnología, ¿No es más fácil enseñar a los médicos a contar las herramientas antes y después?

Visto en clave de humor, ¿En manos de quiénes nos ponemos que para no olvidar un bisturí dentro de nuestro cuerpo necesitan un microchip? ¿Somos tan inútiles que nuestros médicos no saben contar y en lugar de enseñarles una mínima rutina de seguridad les damos una tecnología excesiva que los vuelve más vagos y tontos? El mundo está loco…

Doctor en Química laser. Consultor especializado en gestión de conocimiento con software libre. Autor de los libros publicados La sociedad de control y La neutralidad de la Red. Fundador de Cartograf.

One Comment

  1. Hombre, con más de 215 huesos y un montón de músculos por aprender no querrás también que los cirujanos tengan que aprender a contar con precisión ¿no? ;o)

Comments are closed.